¿Que hace a Concurso San Miguel Único?

Una Carta Abierta por John Bills, Director Artístico, Ópera de San Miguel

En la fiesta después de la Final del Concurso San Miguel XI, uno de nuestros Ángeles me preguntó el como el jurado llega a estas difíciles decisiones. Mi respuesta fué, “Conocimiento y Experiencia,” en referencia a los cerca de 200 años de profesional experiencia operística representada por el jurado del concurso del año pasado. Pero después me puse a pensar acerca de que es lo que separa a Concuros San Miguel de cualquier otro concurso que yo conozca y asi, quiero compartir con ustedes mis pensamientos al respecto.

La gran mayoría de concursos de ópera invitan a el jurado a llegar al lugar de la competencia un día antes de la final. El jurado escucha a los cantantes al momento e inmediatamente deliberan y hacen sus desiciones. Como participante de dichos concursos en algún tiempo, he llegado a creer que este método no siempre es predictivo de un éxito futuro. Me hace pensar que una inversión de miles de dólares basada únicamente al momento de una final no se está considerando al artista en su totalidad. Y para ser claro, eso es exactamente lo que estamos haciendo—estamos invirtiendo en el futuro de estos artistas y siento una muy fuerte responsabilidad fiduciaria hacia nuestros Ángeles y donadores de invertir sabiamente su dinero.

Por lo tanto, en nuestros concursos nos enfocamos al “artista completo” al momento de escoger a los ganadores. Empezamos por invitar a jueces quienes tengan una amplia experiencia profesional dentro de la ópera; enseñando y coaching cantantes profesionales, haber sido jurado en concursos, asignar cantantes en roles y dirigir compañías operísticas, administrar y representar cantantes profesionales. Específicamente escojo jueces quienes tengan un contemporáneo entendimiento de la ópera de hoy, las necesidades y requerimientos de las compañías de ópera en su contratación y quienes reconozcan las cualidades necesarias en los cantantes para conseguir un éxito. Cada uno de nuestros jueces participa de una manera muy íntima observando a los cantantes durante la semana de coachings y ensayos para cuando llega la gran final sus desiciones sean bien formadas y basadas en la semana de observaciones.

Estamos invirtiendo en potencial, y potencial se puede medir de muchas maneras. Nosotros buscamos por aquellos cantantes que demuestren una combinación de talento, técnica, estilo, entrenamiento, inteligencia, musicalidad, preparación, con habilidades de interpretación, con habilidades de lenguaje, con fuerza de carácter y deseo de aceptar crítica constructiva—todas aquellas cualidades que son de vital importancia para un exitoso futuro, y muchas cualidades cuales son imposibles de evaluar al escucharlos una sola vez. Para asegurarnos, como los cantantes van a responder bajo la presión de un teatro lleno con miles de dólares en premios de por medio es crucial en nuestras desiciones, aunque además hay otros factores fundamentales.

Usted podría preguntarse ¿cuales son los resultados de este método? Bien, yo le puedo decir, modestamente, ¡estupéndamente! Muchos ganadores de nuestro concurso están ahora estudiando en los mas prestigiosos programas de entrenamiento de ópera en el mundo y muchos otros, haciéndo presentaciones con importantes casas operísticas en los Estados Unidos, Canadá, Alemania, Austria, Suecia, Italia, Sicilia, Bahrein, España, Los Países Bajos y Rusia, a un nivel nunca antes logrado por cantantes Mexicanos solo hace diez años atrás.

Me dió mucho agrado el recibir una nota del mas reciente miembro del jurado de nuestro Concurso, Cori Ellison, quien se encontró con este método de juzgar por primera vez. Cori frecuentemente forma parte del jurado de la Metropolitan Opera National Council Auditions, ella es la principal dramaturga en los Estados Unidos y ha ejercido como dramaturga de la New York City Opera y del Festival Glyndebourne y ahora mantiene esa posición en la Ópera de Santa Fé; ella es miembro de la facultad de artes vocales de la Julliard School en la ciudad de Nueva York y puede ser escuchada en los intermedios de las difusiones del Met. En seguida es lo que ella me escribió después de una semana con los finalistas y de haber observado nuestro método: “Lo que ustedes están haciéndo aquí es sorprendente y creo que están asegurándo el futuro de la ópera y no solo aquí, pero en todo el mundo, ya que yo honestamente, creo que cantantes Latinos son quienes, mas que otros, mantienen esta flama (de la ópera) encendida así como la estamos viviendo. ¡Muchas gracias por una semana que ha cambiado mi vida!”

Si usted esá interesado en formar parte de esta labor transformadora de vidas uniéndose a los Ángeles de la Ópera, hága clic aquí para mas información.